Hola televisión

Eider Garcia/

¿Qué tal vas?

Yo últimamente tengo muy poco tiempo libre, pero siempre saco un rato para revisar mis redes sociales y ahora no se habla de otra cosa que no sea la serie estadounidense producida por Selena Gómez, Thirteen Reasons Why. Twitter, Instagram, Facebook, YouTube… nadie se libra. Todo está lleno de opiniones maravillosas o no tan maravillosas de la serie, fotos de Dylan Minnette, memes… ¿Sabes qué es lo que más me llama la atención de estas opiniones? El “vi la serie entera en dos tardes” de la gente.

Sí, porque ésta es una serie que se emite únicamente en Netflix. ¿Conoces Netflix? Seguro que sí. Es una plataforma online donde puedes ver casi todas las series y películas que existen, cuándo quieras, dónde quieras y todos los capítulos que quieras. Además, tiene contenido propio (como es el caso de Thirteen Reasons Why) y no tiene pausas para los anuncios. ¿Te lo puedes creer, televisión? ¡Sin anuncios! Claro está, es una plataforma de pago, pero teniendo en cuenta que el paquete Premium cuesta 12€/mes y que tú me cobras 10€/mes en promoción solo por ver el canal de MotoGP y Fórmula 1… No está nada mal.

Mira, televisión, sé que esto no es fácil, pero no me puedo resistir. Si me quedo contigo seguirás siendo tú el que tiene el poder de elegir a qué hora tengo que ver cada cosa. Cuántas veces me habré quedado sin ver la película entera porque terminaba demasiado tarde. O cuántas veces habré visto el capítulo de Los Simpson donde Krusty se enamora de la princesa Penélope. Siempre emites las películas que quiero ver los lunes o martes a las diez y media de la noche. ¿Por qué no emitirlas un sábado o domingo por la tarde? Ah no, esos son los días para las películas del lago y Crocopirañas o Sharknado.

Pero es que además están los anuncios. Hasta me aprendí de memoria la letra del anuncio Atún Claro Calvo “Sacatán Sacatún tam tam tam que summun pen que tum pan que tepetepetam to que summun que tum, uha!”. Además, te gusta verme sufrir. Me ilusionas al volver de unos interminables 7 minutos de publicidad para ver 30 segundos de la serie y volver a irte. ¿Te diviertes? Porque yo no.

  Euskal komunitateari begira

Por todo esto, televisión, te tengo que decir adiós. Se que estás teniendo muchas bajas por las mismas razones que las que te estoy dando yo, por eso te invito a que te plantees el renovarte, un cambio de look, una modernización. Porque por este camino tu final está muy cerca, Internet me ofrece mucho más.

Si algún día decides cambiar, llámame, ya tienes mi número.